6 consejos de seguridad en la limpieza de obras

Mantener una obra de construcción limpia promueve la eficiencia y mantiene a los trabajadores y a los visitantes seguros. También ayuda a prevenir los daños a la propiedad y eleva la moral de los trabajadores. Aquí hay 6 consejos para mantener la limpieza de obras en Sevilla y evitar accidentes y la destrucción de la propiedad

1. Proporcione las advertencias de seguridad adecuadas

Las obras de construcción están llenas de superficies y elementos peligrosos, desde suelos resbaladizos y trabajos eléctricos arriesgados hasta vapores peligrosos que pueden suponer un riesgo para la salud si se inhalan. Por lo tanto, informe de lo que se puede esperar en la obra mediante señales y carteles adecuados. También debe marcar claramente los puntos de acceso, como almacenes, pasillos y salas de servicio, y mantenerlos libres de desorden. Esto ayudará a su equipo de limpieza a planificar el ejercicio en consecuencia, incluyendo la aplicación de las medidas de seguridad necesarias.

2. Separe los residuos

Los escombros, como la madera y los metales, los materiales combustibles y los productos químicos peligrosos son residuos que se encuentran en las obras. Antes de limpiar una obra, es aconsejable separar los escombros potencialmente dañinos y mantenerlos alejados. Asegúrese de cumplir la normativa estatal y federal de reciclaje a la hora de separar los restos, y asigne contenedores para la eliminación de materiales. Separar los restos evita la contaminación con sus productos de limpieza. También te permite tomar las decisiones correctas en cuanto a su eliminación segura.

3. Contenga los residuos adecuadamente

La contención adecuada de los residuos evita problemas como los derrames y los olores. Designe cubos y zonas de residuos para los distintos tipos de basura y asegúrese siempre de que los cubos tengan tapa. Por ejemplo, puede guardar los materiales inflamables en receptáculos metálicos para evitar riesgos de incendio y mantener el aceite usado en contenedores oxidados sin defectos estructurales ni fugas. Por último, marca los contenedores para mostrar su contenido y ciérralos con llave para mantener alejados a los buceadores de contenedores y evitar el uso no autorizado de los mismos.

4. Tenga en cuenta los materiales utilizados durante la construcción

Los diferentes materiales tienen diferentes necesidades de limpieza. Cuando limpie una obra, tenga en cuenta el tipo de material utilizado, por ejemplo, si el suelo es de vinilo, baldosa o laminado. Hacerlo le ayudará a tomar la decisión correcta en cuanto a los agentes de limpieza y el equipo, evitando daños a la propiedad. Por ejemplo, si el suelo de la obra tiene baldosas y lechada, es posible que tenga que utilizar un limpiador ácido para evitar que se empañe la lechada.

5. Forme a su equipo de limpieza

Organice una sesión de formación para su personal sobre la seguridad en las obras de construcción para prepararlos para el trabajo. Instruya a su equipo para que identifique y manipule los distintos tipos de residuos presentes en una obra. Su personal también debe tener información precisa sobre cómo afrontar las emergencias en caso de lesiones, accidentes y exposición a materiales de construcción nocivos. Con un equipo bien informado, podrá lograr una limpieza eficiente con un mínimo de incidentes desagradables.

5. Utilice un equipo de protección personal adecuado

El equipo de protección personal protege a su equipo de limpieza cuando trabaja y minimiza los riesgos para la salud derivados de la exposición a materiales peligrosos en la obra. Utilice sombreros o cascos para proteger la cabeza de los elementos sueltos y los escombros, gafas para proteger los ojos y respiradores y máscaras para evitar la inhalación de polvo y productos químicos nocivos. Además, utilice guantes para protegerse las manos y zapatos resistentes con suela de goma para evitar lesiones en los pies por los clavos y los escombros.

Back to Top